Tuesday, December 19, 2006

The Deer Hunter

Me encontré de repente (como odio a la gente que usa ésa expresión) rodeado de mujeres. Y no necesariamente bonitas. Las compras de navidad me dejaron en el medio de Zara -sección mujeres- esperando que mi madre encuentre los regalos que quería.

Las mujeres, entre ellas mi madre, se peleaban por encontrar la preciada prenda dentro de una pila. El ambiente era hostil y salvaje, había enemigas por todos lados, listas para arrebatarnos una prenda. Mi función: cuidar la ropa que eligió mi madre y salir con vida sin que nadie me la robe.

Me mantuve quieto, estoico. Las mujeres me observaban con cara de “este pibe es gay seguro”. Sudé mucho, pero no vacilé en ningún momento y salí sano y salvo.

Estuve en mi Vietnam, y viví para contarlo.

12 comments:

*MariJu-Pollita* said...

Jajajajaja...
Es la 1ra vez que paso y me rei mucho con tu post!...
Jajajaja...
Algunas mujeres pueden ser salvajes al 100%...
Puedo volver?...
Estas invitadoa pasar por mi blog cuando quieras^^...

Pobre loco said...

El mundo de las mujeres, un universo insondable que no termino de aprender. Y eso que hace ya algunos años que trabajo "rodeado".

Anonymous said...

Esperaba más con la evocación de The deer hunter.

eimb said...

Seguí esperando...

Anonymous said...

Será un mundo salvaje y díficil de entender, pero creo que vas a tener que acostumbrarte...

Pobre loco said...

no te calentés anonima, las mujeres son lo que le dan el sentido a la vida.

eimb said...

Pobre loco enfría anónimas.

Anonymous said...

jeje. Muy bueno. Pudiste profundizar lo de Deer hunter

este said...

Terreno salvaje, totalmente de acuerdo eimb. Otra cosa, no te dejes desacreditar por pobre loco. Aguante eimb, aguante.

eresfea said...

Estás hecho un Hombre.

eimb said...

¡Y qué hombre!

Anonymous said...

jajaj, con pelo en el pecho, todo un hombre...